Faros adaptativos

Son un sistema de iluminación que varía el caudal y la orientación de la luz de los faros de acuerdo a la situación óptima en cada momento. Este sistema funciona con diferentes informaciones, como: cantidad de luz solar, velocidad, ángulo de giro, condiciones meteorológicas, etc. Los datos los proporcionan diversos sensores y una cámara, y son procesados por una unidad de control, que a su vez regula la orientación de los faros.

De entre los sistemas disponibles, uno de los que más ayudan en materia de seguridad es el de alumbrado en curva. Utiliza unos proyectores que giran dentro del faro en el plano horizontal, y el sistema electrónico acciona ese giro en función de ciertos parámetros (como la velocidad y la posición del volante), para que los faros iluminen la zona por la que se va a circular. Los sistemas más sofisticados también pueden ajustar el haz de luz en anchura, longitud y distribución de intensidad, y utilizar estos ajustes en cada faro de manera independiente, para iluminar la carretera de la manera que más convenga. Así, además de iluminar anticipadamente en las curvas y las maniobras, son capaces de bajar el haz de luz del faro izquierdo para no deslumbrar a un coche que circule en sentido contrario, mientras mantienen el haz del faro derecho para perder menos capacidad de iluminación. También cuentan con sistema de cambio automático de luces de cortas a cruce y viceversa.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: